Chushi Gangdruk

Chushi Gangdruk es un personaje histórico que merece la pena conocer sobre todo si alguna vez te has interesado por las entrañas de la cultura china, ya que aquí  es dónde se desarrolla todo el sentido de su existencia y muchas otras cuestiones de lo que fue toda la guerra y la resistencia en sí.

En este artículo hablaremos detenidamente sobre lo que supuso Chushi Gangdruk en la historia de la resistencia tibetana y muchos otros detalles que seguramente, para los buenos amantes de la materia, les gustará saber de forma pausada y  bien controlada.

¿Quién era realmente Chushi Gangdruk?

Esta primera pregunta parece sencilla pero la realidad es que no todo el mundo sabe a ciencia cierta quién fue Chushi Gangdruk de hecho, existe muy poca información escrita en castellano sobre él al menos desde la red de Internet.

Chushi Gangdruk

Limitando el conocimiento podríamos decir que Chushi fue uno de los grandes cabecillas de la formación que intentó derrocar el gobierno de la República Popular China (RPC) en el Tibet.

La trascendencia llega hasta nuestros días puesto que se sabe que, basado en la historia que compromete, aún quedan algunos resquicios referidos a la resistencia que ofreció Chushi Gangdruk contra la opresión y sus defensores se reparten por diferentes partes. Dokham Chushi Gangdruk es una organización de caridad porno mexicano creada en Nueva York y en la India y que se ha extendido en menor forma por otros países cercanos que defienden lo que hizo este personaje y aún hoy comparten su filosofía.

¿Cómo fue la revolución de Chushi Gangdruk en el Tibet?

La Formación de la Fuerza de  Voluntarios de Chushi Gangdruk se anunció el 16 de junio de 1958 y desde aquí este personaje comenzó a ser popularmente conocido por todas partes. Dicho esto, es interesante recordar que “Chushi Gangdruk” era una frase que venía a significar algo así como “tierra de cuatro ríos y seis rangos” y con esto se refería a Amdo y Kham.

Guerreros-del-Tibet

Este grupo comprendía varios tibetanos de las regiones este del Tibet y su misión era expulsar a las fuerzas ocupacionales PRC fuera de esta región. Por otra parte, las partes centro y oeste fueron víctimas de un acuerdo de diecisiete puntos diferentes con la República Popular China e inició las operaciones agrarias por las que estos estaban luchando una vez más.

Hoy en día Chushi está considerado un héroe por una buena parte de los habitantes del Tibet que recuerdan bastante bien cuál su legado en la historia. Nada de esta revolución se hizo sin un derramamiento de sangre y fueron muchas las vidas que se quedaron en el camino por tanto, para sus detractores el recuerdo de por sí es de lo más agrio.

En cualquier caso, como en otro capítulo de la historia en que pensemos, nos encontramos ante un hombre que confió en sus ideas y que hizo todo lo posible por ganarse la confianza del pueblo aunque ésta fuera solo la de una pequeña parte de los mismos. Las represalias en algunos casos fueron de lo más severas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *